Osama muerto, Barack contento??

Cuando las cadenas internacionales de noticias confirmaban la información sobre la muerte del terrorista, Osama Bin Laden, las celebraciones en el mundo “occidental” no se dejaron esperar.

Las calles de New York, así como de otras ciudades estadounidenses se llenaron de multitudes bailando y cantando por el asesinato selectivo del hasta ese momento “hombre más buscado del mundo”, marcado así por una de las agencias de inteligencia más importantes del mundo; el FBI.

A pocos meses de dar comienzo una nueva campaña política en los USA, el que Barack Hussein Obama lograra un hito que su antecesor George W. Bush se habría deseado para mantener intacta la imagen de presidente preocupado por la seguridad nacional, parece que le dará réditos en su afán de continuar al frente de la Nación más poderosa del Mundo.

Y es que el presidente Obama desde que recibió el Premio Nobel de la Paz, se ha visto maniatado a la imagen de promotor de los valores pacifistas y a nivel de política exterior se ha perdido en el limbo y restado presencia de peso como líder del “Gran Policía del Mundo”.

Ni siquiera sus esfuerzos por relanzar el proceso de paz en Oriente Medio han logrado darle un peso importante a sus acciones como “estandarte de la justicia”.

Con estas acciones que dan por terminada la vida de Osama Bin Laden, asesinado por fuerzas norteamericanas en Pakistán, ha generado Barack Obama situaciones que modificarán nuevamente la política interna estadounidense y a la vez el tema de seguridad ante agrupaciones narcoterroristas en el mundo:

–         Barack Obama sube en popularidad lo que le daría eventualmente continuidad a su mandato al frente de los USA.

–         La lucha contra el terrorismo continúa siendo algo mitológico, ya que el terrorismo es intangible y no reside en un solo hombre, sino que está injerto en la naturaleza ideológica de las agrupaciones que las cometen y de las naciones que los financian.

–         Desaparecieron a un baluarte del terrorismo internacional, pero ahora convertido en mártir su “espíritu de lucha” se expande con otros nombres.

–         Alarmas de terrorismo en los distintos medios de transporte internacionales (aviones, metros, trenes, autobuses, etc.)

–         Los ciudadanos estadounidenses, más otros occidentales continúan siendo advertidos sobre las posibilidades de ser secuestrados y / o asesinados como represalia.

Y otra larga lista de hechos que pueden eventualmente pasar que desestabilizarán nuevamente la seguridad global.

El nuevo número uno de Al Qaeda, Ayman al-Zawahiri ha prometido venganza, y según información de un ex Al Qaeda, Huthayfa Azzam, aparecida en la cadena de noticias AFP, la nueva cabeza del movimiento islamista tiene tendencias más radicales que su antecesor, lo que hace pensar en una reactivación del terrorismo en diferentes países del mundo occidental de maneras más sanguinarias.

Ciertamente que el Presidente Obama continúa dejando una mala impresión ante el mundo, se apagó su ímpetu de campaña antes de asumir la presidencia y se ha convertido en el fantasma de un hombre que prometía ser un verdadero héroe demócrata, anti belicista y negociador.

El Presidente estadounidense que se ve ahora, triunfalista por sacar del juego a Osama, tendrá que ajustar y estirar ese cheque en blanco que ha recibido, porque la gloria de matar al yihadista Bin Laden no le durará todo el mandato y su inoperancia le será cobrada tarde o temprano.

Especialmente porque Obama, sigue llamando enemigo al terrorismo, cuando es harto conocido que la lucha es contra los islamistas de cualquier corriente que están actuando para destruir los valores de la democracia y libertades individuales, porque Obama teme que esto se revierta en que los islamistas lo transformen en un discurso anti Islam que amplíe un choque religioso del tiempo de las Cruzadas.

Pero es ese temor el que ha enviado al presidente estadounidense a vivir relegado a la sombra de un Nobel que ganó cuando todavía no realizaba nada en concreto favorable a la paz.

Anuncios

Acerca de Bryan Acuña

Licenciado en Relaciones Internacionales de la Universidad Internacional de las Américas, especializado en la temática de Oriente Medio. Escritor de varios artículos de opinión para diferentes medios de prensa escrita nacional e internacional; entre ellos están el diario La Prensa Libre, El Mundo CR, El País CR, Cambio Político, La Nación (Costa Rica), Radio Jai (Argentina), Aurora Digital (Israel), Hatzad Hasheni (Israel), Por Israel (Israel), Diario El Exterior (España), además de tener una columna en Radio Sefarad (España)

Publicado el mayo 4, 2011 en Barack Obama, DDHH, Democracia, Derechos Humanos, Estados Unidos, Eurabia, Hilary Clinton, Islam, Islamización, Osama Bin Laden, Política Exterior, Religión, Terrorismo, U.S.A, Yihad y etiquetado en , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: